« Golpe de timón: me voy a 20 Minutos | Inicio | Las frases más lindas del fútbol »

Vosotros simplificáis / Nosotros simplificamos

Con frecuencia me suelo quejar ante amigos periodistas españoles por el modo en que la prensa da cobertura a los temas sobre América Latina, en general, y sobre la Argentina, en particular.

Yo les digo que los periódicos online y offline, los tertulianos de la radio y las revistas, hablan de temas de estos países con una simplicidad pasmosa, llena de lugares comunes e ideas preconcebidas.

Les aseguro además que, al menos la prensa argentina,  suele tratar a España con menos, digamos, “inocencia”.

Pues bien, un amigo (español que ejerció el periodismo en la Argentina un par de años) me pasa hoy este enlace (una columna de opinión de Grondona en la Nación)con la intención de taparme la boca. Y tiene razón.

Algunos párrafos del artículo:

Vuelvo de Madrid fascinado y preocupado. Fascinado por haber percibido la pujanza económica que está convirtiendo a España en uno de los países más dinámicos y a Madrid en una de las capitales más atractivas de Europa. Pero también preocupado porque, si bien en lo económico España continúa su impetuosa marcha, en lo político su andar vacila desde el momento en que el gobierno de Rodríguez Zapatero ha empezado a cuestionar el espíritu de "la Moncloa."

(…)

La pregunta es tan angustiosa como válida porque de manera creciente, desde que llegó al poder, Zapatero parece haberse propuesto reemplazar el bipartidismo español con un sistema de partido dominante , el PSOE, rodeado por una pequeña corte de partidos locales como los que prevalecen en Cataluña y en el País Vasco, mientras sus dardos se concentran contra el PP, al que busca diezmar de diversas maneras aunque sea a costa del bipartidismo que ambos habían compartido hasta ahora.

(…)

¿Cómo lo intenta? Denunciando, mediante una activa campaña, los pactos de la Moncloa al insistir en que ellos se celebraron sólo entre una derecha impenitente y una izquierda tímida, quizás hasta traidora, la de Felipe González. Según esta nueva visión, la Moncloa fue en el fondo un acuerdo "de derechas" mientras los auténticos socialistas, que tienden a identificarse de nuevo con los "rojos" de la guerra civil, empiezan a denunciar retrospectivamente cada vez más los "excesos " de la dictadura de Franco, magnificándolos unilateralmente en busca de una nueva memoria en virtud de la cual la derecha y la izquierda no habrían cometido excesos equivalentes que debían perdonarse recíprocamente sino que en verdad hubo un solo exceso, un solo "demonio", cuyo recuerdo revive a setenta años de distancia.

Más en la nota.

octubre 22, 2006 | Permalink

Comentarios